¡Llega el cambio de hora! En la madrugada de este domingo

Llega el momento de dar la bienvenida al horario de invierno. El próximo domingo 27 de octubre pondremos punto y a parte a la etapa estival. Aunque el tiempo ya lo está avisando, con el cambio de hora comenzaremos una época más fría e invernal, ¡aquí te contamos los detalles!

El pasado 23 de septiembre, despedimos el verano y comenzamos el otoño. Precipitaciones, lluvias torrenciales y descenso de temperaturas son tres de las muchas consecuencias que tiene estar en esta estación, que comenzó con el equinoccio otoñal. Lo siguiente es dar paso al cambio de hora, que como es habitual se realiza el último domingo de octubre. Concretamente la madrugada del sábado 26 al domingo 27.

¿Por qué cambiamos el horario?

El próximo fin de semana se producirá el famoso, y criticado por algunos, cambio de hora. Pese a la multitud de propuestas en contra y de críticas que se rebelan ante este cambio bianual, hoy en día sigue siendo una realidad que se practica en casi todo el mundo. En nuestro caso, el próximo domingo 27 de octubre a las 03:00 am serán las 02:00 am. O sea, ganaremos una hora de sueño.

Es a partir de 1974 -cien años después de que Benjamin Franklin lo propusiera para ahorrar en el consumo de velas- cuando se comenzó a realizar de manera obligatoria en los países de la Unión Europea, con motivo del ahorro energético que supondría esta modificación horaria y así poder salir de la crisis del petróleo que en esos momentos atenazaba Europa.

España ya había cambiado su hora anteriormente en 1940 para igualarse a la de Alemania, por lo que el cambio de horario de octubre nos lleva al huso horario que nos corresponde, según el meridiano de Greenwich. Entre los efectos del próximo cambio de hora, como ya sabemos: una hora más de sueño, amanecerá una hora antes e inmediatamente el domingo oscurecerá 60 minutos más pronto.

¿Con el cambio de hora llegará el frío?

Desde 1996 es octubre el mes que da comienzo a este nuevo horario. Anteriormente se hacía en septiembre. Ha llegado el momento de volver a cambiar el reloj. Fue el pasado 26 de marzo cuando la manecilla avanzó una hora, arrancando el ansioso horario de verano, donde no nos importaba dormir una hora menos porque pronto llegarían las buenas temperaturas, el sol y la vacaciones esperadas durante todo el año.

Aunque es muy pronto para saber si habrá un cambio en la temperatura que vaya acorde al cambio de horario -no tiene nada que ver una cosa con otra, ojo-, ahora mismo la situación es más fresca y otoñal que nunca. La Depresión Aislada a Niveles Altos (DANA) ha llegado y en las últimas horas la situación ha sido bastante difícil en algunas regiones bañadas por el mar Mediterráneo, como por ejemplo Cataluña, Baleares y la Comunidad Valenciana.

Se espera que la semana acabe con más precipitaciones, eso sí de carácter mucho más débil. Para los próximos días se espera que la lluvia se traslade también a puntos del Cantábrico, y norte de Castilla y León. Además de las precipitaciones, el viento podría ser fuerte en muchos puntos del noreste y norte peninsular, con rachas que podrían rozar los 100 kilómetros por hora.

 

Fuente: tiempo.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies